Un Fondo de inversión para Emprendedores en Melilla

La creación de un fondo de inversión específico para emprendedores en Melilla podría ser una opción prometedora. Este fondo debería estar respaldado por inversores privados y el gobierno, y su objetivo sería proporcionar capital semilla y financiación inicial en forma de capital a los nuevos proyectos empresariales. Los emprendedores tendrían la oportunidad de presentar sus ideas y recibir financiación en forma de aportación de capital en función de la viabilidad y el potencial de crecimiento de sus proyectos.

Tal fondo debería ser adjudicado, para su imprescindible gestión profesionalizada, a una o varias entidades gestoras especializadas y adecuadamente cualificadas a nivel nacional o europeo, que actuarían en estrecha cooperación con la entidad especializada en el ámbito local de Melilla, Proyecto Melilla, y bajo la estrecha supervisión y control de la Ciudad Autónoma. Las aportaciones del fondo serían de carácter reembolsable por los empresarios conforme la empresa se vaya consolidando.

Las participaciones en el capital social de las nuevas empresas se harían bajo la forma de “capital riesgo” o “capital-semilla”; mientras que, además, podrían complementarse con garantías para la obtención de financiación bancaria a los proyectos de inversión, las cuales podrían realizarse, bien directamente mediante su instrumentación ante las entidades de crédito establecidas en Melilla que concedan los préstamos que requieran los emprendedores melillenses, o bien bajo la fórmula de una sociedad de garantía recíproca interpuesta. Finalmente, podrían implementarse micro-créditos mediante la concesión de préstamos ordinarios por parte de entidades de crédito establecidas en Melilla, previamente conveniadas por el Fondo de Inversión, y en este caso dirigidas a micro-empresas que requieren micro-financiación para apalancarse y consolidarse.

En las actuaciones de capital-riesgo, las aportaciones de capital no deberían superar el 49% del capital social de las empresas, y deberían incluir un pacto de recompra en cuanto la empresa logre su consolidación en el mercado. La participación en la gestión de la empresa se instrumentaría a través de posiciones en el Consejo de Administración de las sociedades beneficiarias por parte de profesionales especializados de la entidad gestora del fondo, que daría debida cuenta de la evolución a la administración.

En el caso de un desenvolvimiento exitoso del fondo, medido por su consumo antes de 2026, podría ampliarse mediante sucesivas aportaciones.

Este programa sería complementario de las actuaciones que se pretenden iniciar próximamente en Melilla de incubadoras de empresas y aceleradoras de empresas, todas tendentes al mismo fin, y de las que hablaremos en otra ocasión.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Bienvenido/a a mi blog!

Destacado

Ya está disponible el libro electrónico "Mis experiencias con Bohórquez" que agrupa toda la serie de relatos en un formato listo para imprimir o guardar.

Descargue ahora su copia pulsando sobre el botón.

Portada del libro
Descargar libro

Sígueme en las Redes Sociales

Archivo del blog